Yanga El Primer Pueblo Libre de América

Yanga El Primer Pueblo Libre de América

La historia de la población africana y afrodescendiente en México es aún desconocida por gran parte de la sociedad. Aun cuando cuantiosos investigadores han dedicado tiempo a divulgarla, todavía existe gran cantidad de interrogantes sin respuesta sobre los aportes socioculturales que esta comunidad legó para la conformación y disposición de lo que sería el México actual.

La historia del municipio de Yanga, ubicado en el estado de Veracruz, México, expone claramente este legado: Una población que se caracterizó por su resistencia y por su capacidad de decisión y acción en contra del sistema virreinal español.

Yanga, como es conocido actualmente el primer pueblo libre de América, debe su nombre al esclavo Gaspar Yanga, quien inició la primera rebelión de esclavos 200 años antes de la independencia de México. Su propósito era escapar de sus amos para emanciparse y lograr su libertad. Aunque no es claro su origen exacto, se cree que Gaspar Yanga fue miembro de la familia real de Gabón, de la nación Brong, de la que, de no haber sido capturado, habría sido su rey.

Gaspar

Alrededor del año 1570, Gaspar Yanga se convirtió en el cabecilla de una banda de esclavos rebeldes que lograron escapar de sus amos. Junto a su gente, construyó un asentamiento libre sobre las montañas. Allí se establecieron por cerca de 30 años, sobreviviendo en parte gracias a la caza y a la captura de caravanas que eran traídas hacia Veracruz. No obstante, en el año 1609, la colonia española decidió poner fin a la rebelión y a su comunidad. La corona envió a su ejército y logró atacar la comunidad de esclavos fugitivos.

A través de un español capturado, Yanga envió un tratado de paz para dar fin a las hostilidades entre indígenas, negros y españoles. Solicitó además un área independiente para los rebeldes y a cambio, ellos recibirían tributos y la promesa de apoyarlos en caso de que fueran atacados. También sugirió devolver a los esclavos que escaparan hacia la comunidad. Fue necesario este último pacto para evitar la preocupación de los dueños de esclavos.

Los españoles no aceptaron dichos términos, por lo cual avanzaron hacia el asentamiento de Yanga y lo incendiaron. Aunque ganaron algunas batallas, hubo graves pérdidas por ambas partes. Esta coerción ejercida por los españoles, orilló a la comunidad de rebeldes a internarse aún más en la selva, dirigiéndose hacia lugares de difícil acceso.

San Lorenzo de los Negros

Hacia los años 1608 y 1609, gracias a la fortaleza y presión que producía el pequeño ejército de Yanga, el cual parecía no desmoronarse; la corona española se vio obligada a aceptar los términos propuestos por dicha comunidad. Luego de esto, los esclavos rebeldes lograron asentarse en un lugar al cual llamaron Las Palmillas. Conforme la comunidad aumentaba su tamaño, fueron exigiendo un terreno más amplio, el cual fue proporcionado tiempo después. En el año 1630, logran establecer el primer pueblo libre de América, el cual llamaron ‘Pueblo Libre de San Lorenzo de los Negros’, en las cercanías de Córdoba, Veracruz. Luego de un tiempo, su nombre fue cambiado a Yanga, en honor al libertador de esta comunidad; Gaspar Yanga.

Leave a Reply

Your email address will not be published.